Découvrir la région Aquitaine

Camping en Aquitania

Descubrir Aquitania

Déjese sorprender y seducir...

Usted se bronceará bajo el sol de Aquitania en uno de sus maravillosos municipios costeros; disfrutará de las inmensas playas de arena fina y del frescor del océano. Sus riquezas naturales le sorprenderán por su biodiversidad con, en particular, la magnífica bahía de Arcachon y su duna de Pilat o el impresionante bosque de las Landas.
La visita a la zona de Burdeos también le conducirá a los más bellos castillos y viñedos del Médoc o de Grave, mundialmente conocidos La cata de numerosos crudos irá acompañada por el descubrimiento de la gastronomía local tradicional. Elija Aquitania para una estancia que mezcla gastronomía, enología, deporte y descanso.

En la Región de Aquitania, sin duda toda la familia quedará encantada. La Costa Atlántica le desvelará los variados paisajes del Médoc al descender hacia las Landas o el País Vasco. Le encantará visitar la capital de Burdeos, renovada hace poco. Usted descubrirá los numerosos pueblos medievales dispersados por sus tierras, con sus magníficos castillos en el corazón de los viñedos. Usted se dejará tentar por múltiples actividades para practicar o intentar (por ejemplo el surf) entre amigos o en familia

Una parada imprescindible en Aquitania: la famosísima ruta de los vinos le permitirá iniciarse en el enoturismo. Salga a descubrir las riquezas vitícolas y vinícolas de la Gironda, muy famosas. Visite, por curiosidad, una fábrica de cría de esturiones, que sitúa a la región como líder de la producción francesa de caviar. Aprenda con interés las fases de elaboración del vino, explicadas con pasión, cerca de Saint-Emilion, Saint-Julien o Saint-Estèphe...
Aquitania le ofrece una gastronomía muy rica y variada. ¿Quién puede resistirse a un buen foie-gras de oca, a un confit o a un parmentier de pato? Y qué decir de ciertos dulces con recetas de antaño... ¡Sin duda le tentará un petit cannelé!

Seguramente usted incluirá en su programa una visita a la Duna de Pilat (la más alta de Europa), ¡donde sus hijos se sofocarán escalándola! También para descubrir: el famoso zoo de la Palmyre o el acuario de la Rochelle y otras muchas curiosidades.
¡Unas vacaciones inolvidables para enorme placer de los pequeños y grandes deportistas! Les encantarán las numerosas actividades dinámicas y variadas que ofrece la región entre mar y bosques. Se da prioridad a las bicicletas y los carriles-bici son comunes, para mayor felicidad de las familias amantes de los grandes paseos... Los más temerarios no dejarán de probar suerte con el surf o el carrovelismo, sensaciones únicas garantizadas.